Empresas

Tres pilares de liderazgo humano para los directores financieros en una era de IA

El rápido progreso reciente de la IA (inteligencia artificial) en la función financiera ha hecho que sea más importante que nunca que los líderes financieros de las empresas demuestren tres condiciones fundamentales: adaptabilidad, empatía y autenticidad. Conocé las razones.

Publicado el 21 Jul 2023

Directores Financieros

A medida que la IA puede realizar más trabajo en la función financiera, surge la pregunta de si puede reemplazar a los empleados humanos. La imagen que en realidad está emergiendo a medida que las organizaciones ponen en práctica la tecnología digital avanzada es mucho más matizada y difícil que si un trabajo se mantiene o no.

Sincretismo de capacidades y nuevos contextos

Surge un ciclo de aprendizaje humano-máquina, donde ambos hacen lo que mejor saben hacer e interactúan juntos para complementarse. La tecnología está proporcionando trampas y alertas tempranas de activación, brindando recomendaciones simples y refinando datos, mientras que los humanos interpretan datos, identifican problemas y objetivos, y toman decisiones más complejas.

Sin embargo, los empleados se dan de baja del proceso debido a la fatiga con el cambio casi constante y los temores a ser reemplazados por tecnología que aviva una falta generalizada de fe en el liderazgo. El alcance cada vez mayor de lo que la tecnología puede hacer motiva que los líderes financieros necesiten acceder a habilidades de liderazgo humano para guiar no solo a sus propios equipos, sino también a la empresa en general en este entorno, para convencer a los empleados a permanecer con su empleador actual y avivar mejoras en el bienestar y el compromiso de los trabajadores.

Los tres pilares clave del liderazgo humano

Adaptabilidad

Los empleados exigen ahora una experiencia laboral más personalizada y flexible. Desde la pandemia y el gran cambio hacia el trabajo remoto y los modelos híbridos, la mayoría de los empleados de finanzas tienen mucho más control sobre cuándo y dónde trabajan. No es solo cuándo y dónde se trabaja, sino también con quién, hasta qué punto se puede controlar el volumen de trabajo y en qué se trabaja.

Empatía

Significa ir más allá de la articulación de una amabilidad, para tomarse el tiempo de cultivar una comprensión deliberada de las motivaciones y experiencias de otra persona, dejando atrás los propios prejuicios. Los subordinados de finanzas se sienten agotados por un ritmo mayor que cualquier otra función. Se volverá aún más importante a medida que una proporción cada vez mayor de la fuerza laboral esté compuesta por empleados de la Generación Z, quienes establecen un estándar aún más alto para el tipo de liderazgo emocionalmente inteligente que esperan en el lugar de trabajo.

Autenticidad

Esto significa algo más que compartir detalles personales sobre uno mismo. Requiere líderes dispuestos a ser personalmente vulnerables frente a sus jefes, sus equipos y sus compañeros. Muchos empleados de finanzas tienen miedo de asumir un riesgo calculado porque creen que los afectará. Ser personalmente vulnerable como líder significa ser auténtico sobre lo que uno siente para mostrar a los subordinados que también pueden exponerse sin sentir que el sistema los castigará por hacerlo.

Prohibida su reproducción total o parcial.

¿Qué te ha parecido este artículo?

¡Su opinión es importante para nosotros!

Franco Della Vecchia
Sígueme en
Temas principales

Especificaciones

E
Empresas
I
IA

Nota 1 de 5