Actualidad

Nuevas demandas y exigencias de la infraestructura en la nube

Los especialistas sostienen que, en el mundo actual las entidades gubernamentales y las organizaciones necesitan que los servicios Cloud se presten de manera más rápida y, sobre todo, desde distancias más cortas.

05 Oct 2022

Redacción InnovaciónDigital360

nube

A diferencia de lo que podía ocurrir antes, donde invertir en infraestructura de nube pública implicaba enormes granjas de centros de datos y grupos de edificios masivos repletos de equipos de computación, almacenamiento y redes ubicadas solo en un puñado de países desarrollados; hoy las empresas están demandando otra cosa.

Los especialistas sostienen que, en el mundo actual las entidades gubernamentales y las organizaciones necesitan que los servicios se presten de manera más rápida y, sobre todo, desde distancias más cortas. Desde ese lugar entienden que es necesaria la proliferación de bloques de infraestructura en la nube más pequeños (pero aún potentes), que no requieran grandes extensiones de terreno y que puedan caber en un centro de datos corporativo o incluso en una sala de servidores segura.

En diálogo con Forbes US, estos expertos describen que en 2022 la nube debe estar mucho más distribuida para satisfacer las demandas modernas. “Tienen que estar disponibles en partes más pequeñas, en una gama más diversa de áreas, sin perder ninguna de sus cualidades o puntos fuertes”, dicen.

El camino que está transitando la infraestructura en la nube es muy similar al que atravesaron en su momento las computadoras. Al comienzo, ni bien éstas aparecieron, eran del tamaño de una habitación. Luego, con el tiempo, su tamaño se fue reduciendo y hoy tenemos no solo ordenadores portátiles sino también tablets. La tendencia aquí será la misma.

Demanda de la nube distribuida

Las entidades gubernamentales requieren una infraestructura de nube segura. Sin embargo, puede ocurrir que dentro de sus fronteras no lo encuentren. Esto sucede y mucho. Y sin lugar a dudas, los especialistas sostienen que es algo que debe cambiar, ya que cada vez más los gobiernos nacionales exigen que sus datos y lo de sus ciudadanos permanezcan sujetos a sus leyes y reglamentos. 

“Además de este mandato de soberanía de datos, muchas naciones también tienen restricciones de residencia de datos, lo que significa que su información debe ser almacenada y gestionada en el país”, señalan en diálogo con Forbes US.

“Estas normas suponen un dilema para los proveedores de la nube Gen 1. Hay 193 estados miembros de las Naciones Unidas, muchos de los cuales, especialmente en África, Sudamérica y Asia, no albergan ninguna región de nube pública. ¿Qué pueden hacer estos países para cumplir con las normas de soberanía y residencia de datos?”, profundizan. 

Según ellos, pueden recurrir a los servicios de la nube pública que se ajustan a un espacio más pequeño que el de un almacén. Para ellos, es necesario contar con servicios de nube pública que fluyan a partir de 10, cinco o incluso dos bastidores de equipos informáticos

@RESERVADOS TODOS LOS DERECHOS
Temas principales

Especificaciones

G
Gobierno
I
infraestructura
N
Nube pública

Nota 1 de 5