Análisis en profundidad

Red Team: Que es y cómo afecta a la seguridad informática

  • Home
  • Ciber Seguridad Informatica

Red Team es una novedosa práctica que utilizan las empresas a nivel global para fortalecer la seguridad cibernética.

Publicado el 19 Ene 2023

Red Team.

Existen variados sistemas de seguridad informática que trabajan con las organizaciones para prevenir ataques cibernéticos que puedan comprometer a la información sensible que guarda una empresa. Ahora bien, cabe preguntarse si es posible confiar en dichos sistemas. Las organizaciones necesitan saber constantemente si están protegidas de las amenazas que constituyen los hackers de internet.

Es por esto que es necesaria una constante actualización de la seguridad y de los sistemas debido a que las amenazas crecen y quienes se dedican a generarlas evolucionan.

Es ahí donde aparece una herramienta como Red Team que tiene el objetivo de intentar vulnerar determinados puntos débiles de los sistemas informáticos de una organización y ver hasta dónde pueden tener acceso para comprobar si los mismos son o no seguros. 

Además de esta forma se evalúa también quée tan dañino podría ser un ataque de estas características para la organización.

¿Qué es Red Team o Equipo Rojo?

Tal como mencionamos, Red Team o Equipo Rojo en español es un grupo de personas especialistas en ciberseguridad que tienen la tarea de intentar vulnerar los sistemas de una empresa de forma simulada.

Un Equipo Rojo tiene la responsabilidad de comprobar si los sistemas de seguridad diseñados son realmente efectivos.

Red Team constituye una práctica muy poderosa que ayuda a las empresas a evaluar su seguridad y someterla a pruebas constantes que la mantienen actualizada y lejos de las amenazas reales. 

El objetivo de un Red Team es quebrar el sistema de seguridad de la organización e ingresar a lugares de acceso no autorizado donde podrán disponer de los activos de la empresa en cuestión. 

Este grupo conformado por especialistas en hacking ético hará todo lo posible por vulnerar la red que utilice una organización y así determinar las condiciones de la seguridad. 

Una vez que hayan realizado sus tareas desplegando todas las técnicas de hackeo posibles, elaboran recomendaciones de cómo mejorar la ciberseguridad y mencionan que aspectos del sistema habría que reforzar.

Por otro lado, así como existe un Red Team también existe un Blue Team o Equipo Azul cuya responsabilidad es la de velar y proteger la información sensible de la organización. 

Más adelante nos encargaremos de profundizar acerca de la diferencia entre ambos en un apartado especial. 

¿Por qué es necesario? y ¿Quién usa estas estrategias?

Debemos tener en cuenta que, con el advenimiento del Big Data y la digitalización, las empresas manejan información cada vez más sensible. Por lo que un ataque efectivo a la seguridad informática podría causar daños irreparables y un gran costo.

Pensemos por un momento la gravedad que podría constituir el hecho de que un grupo de hackers tengan acceso no autorizado a los activos de una empresa. Además, cada vez existen más ataques de esta índole, por lo que es necesario combatirlos.

Es por esto que estrategias que den lugar a herramientas como Red Team son muy necesarias. 

Quienes utilizan estas estrategias son en su mayor parte empresas que se preocupan por sus activos y que tienen datos sensibles en la red.

Si se realiza el análisis económico correspondiente, se llega a la conclusión de que es más beneficioso invertir en un buen sistema de seguridad que tenga especialistas como Red Team, que afrontar las enormes pérdidas que un ciberataque podría generar.

¿Qué hace un Red Team? 

Pues bien, ya vimos de qué se trata el ejercicio Red Team y por qué es necesario para aquellas compañías que cuentan con información sensible en sus redes cibernéticas.

Ha llegado el momento de profundizar en la tarea que llevan a cabo estos especialistas en seguridad cibernética o como se suele llamarlos ‘hackers éticos’.

Un Red Team se aboca todos los días a su tarea, la de tratar de superar el sistema de seguridad de diferentes organizaciones. Pero esto no es una tarea sencilla, sino una actividad compleja que requiere planificación.

Antes de comenzar a ejecutar un ataque, se diseña un plan y se ponen en marcha distintos métodos utilizados en el ámbito del fraude virtual y del hacking ético

Deben hacer una investigación que recopila la información de los diferentes datos de los sistemas que utiliza la empresa con el objetivo de facilitar la ejecución del plan. Para esto último es común la utilización de analistas de protocolos y rastreadores de paquetes.

La investigación también incluye la averiguación de la marca y el modelo de red de los equipos informáticos, los sistemas operativos que usa la organización, ya sean estos Windows, Linux, MacOs y otros controles más tangibles, como los guardias de seguridad y las cámaras del edificio donde opere la empresa.

Toda esta información que recaban los Red Team es muy valiosa, ya que una vez que cuentan con ella pueden determinar cuáles son aquellos puntos débiles de los sistemas de red de las compañías.

Si conocen con qué sistema operativo trabajan, sabrán por ejemplo que pueden enfocarse en las fallas o vulnerabilidades que tenga el sistema en cuestión.

Una vez terminada la mencionada investigación se sigue adelante con la ejecución de diferentes métodos de hacking los cuales analizaremos a continuación.

Clonación de tarjetas

La clonación de tarjetas tiene que ver con aquella investigación de las cuestiones tangibles de la seguridad de una empresa como son las tarjetas de seguridad.

En esta técnica de Red Teaming vemos que es una práctica que no se limita solamente a lo cibernético, sino que también puede consistir en duplicar tarjetas para ingresar en zonas restringidas de una empresa y tener acceso, por ejemplo, a los servidores de red de la misma.

Ingeniería social

La ingeniería social, como actividad, constituye un método de engaño psicológico, manipulación y persuasión a personas para inducirlos a entregar información confidencial o a realizar ciertas acciones.

En el caso del hacking y de la actividad de Red Team, las víctimas son los propios empleados de la organización que eventualmente podrían entregar información sensible que facilite el acceso del equipo Red Team a zonas no autorizadas.

Pruebas de penetración

Estas pruebas, que son también denominadas hacking ético, consisten en la utilización de un software para acceder a un sistema determinado y descifrar contraseñas para acceder a lugares deseados.

Phishing

En el mismo sentido de la ingeniería social existe el phishing. Se trata de una práctica que consiste en fingir una identidad en un correo electrónico para que aquellos que trabajan en la organización entreguen sus datos ingresando en la web de los hackers.

Esto se hace enviando un mail en el cual se dice ser otra persona diferente de la real y se le pide a los empleados que ingresen a una web en la que deberán dejar sus datos. 

A partir de allí, una vez que se cuenta con los datos de ellos, ingresar en el sistema se convierte en una tarea más sencilla.

 ¿Qué son los hackers Red Team?

Tal como hemos adelantado previamente, un hacker Red Team es un experto en seguridad informática que trabaja en el control de la eficiencia de determinados sistemas de seguridad mediante la realización de ataques simulados.

En otras palabras, se trata de hackers éticos que tienen el objetivo de intentar pasar por los controles de seguridad y hacerse de información valiosa de una empresa para evitar que los hackers reales penetren en los sistemas y hagan daños verdaderos.

Suelen trabajar de forma independiente y evalúan la seguridad informática de una red de forma objetiva. Una vez que realizan su trabajo, devuelven un informe en el cual especifican cuáles son los puntos de seguridad que se podrían optimizar.

Su tarea consiste, como mencionamos con anterioridad, en desplegar la mayor cantidad de técnicas posibles para romper las barreras que impone un sistema de ciberseguridad.

¿Qué es un Blue Team?

Pues bien, hemos analizado hasta aquí de que se trata Red Team y de qué manera influye en la seguridad cibernética

Es momento ahora de describir otro equipo que no podemos dejar de lado al hablar del cuidado de la información confidencial que se almacena en la red.

Estamos hablando de Blue Team o Equipo azul en español. Ambos equipos trabajan de forma mancomunada con el mismo objetivo, el de optimizar y efectivizar al máximo las respuestas de seguridad de una compañía. 

Sin embargo, sus labores son manifiestamente opuestas. Mientras, como vimos, el equipo rojo está formado por hackers expertos en ofensiva cibernética y  se encarga de atacar sistemas de seguridad con el objetivo de inmiscuirse en ellos, el equipo azul o Blue Team integra la labor defensiva. 

Es decir que un Blue Team, a diferencia de un Red Team, está compuesto por profesionales expertos en ciberseguridad que se especializan en cómo defender un sistema de posibles intrusiones y de mantener activas las barreras de seguridad diseñadas.

Este complemento constituye una manera muy efectiva de combatir la delincuencia cibernética y el robo de datos comerciales o de clientes porque opera con los lados de la realidad.

Por un lado, los hackers que integran el Red Team incursionan en las nuevas formas de ataques cibernéticos y ayudan a que los sistemas de ciberseguridad no sean alcanzados por la evolución de los delincuentes. 

Por el otro, los integrantes del Blue Team, velan por la seguridad de los sistemas y tratan de mantenerlos actualizados y de responder a las ofensivas.

Pero existe también otra diferencia y radica en la relación de cada equipo con la empresa en cuestión. 

Mientras que los integrantes de Red Team deben investigar y hacer averiguaciones de los sistemas que protegen la red, los integrantes de Blue Team conocen el funcionamiento de aquellos a la perfección.

Esto es porque están dentro de la empresa, velando por su seguridad. Son conscientes de que datos son más sensibles, de los objetivos comerciales de la empresa, de cómo opera y sobre todo de qué manera se protege de los fraudes cibernéticos.

Por esta relación con la empresa es que las tareas del Blue Team también tienen que ver con la concientización del personal de la compañía para que entienda qué acciones pueden ser peligrosas y de qué manera se puede evitar el robo de datos confidenciales mediante ingeniería social o Phishing.

Además al estar dentro de la empresa, conocen cuáles son los activos críticos y determinan qué tan importante y necesaria es su protección. 

Los especialistas en la labor defensiva arman estrategias en base a estos activos y calculan cuáles serían los costos y las pérdidas si los mismos quedarán expuestos.

Otras técnicas de prevención son la creación de contraseñas más fuertes, la restricción más severa a ciertos accesos y los constantes escaneos de la red para encontrar los puntos débiles.

Metodología Red Team

En este apartado nos encargaremos de describir la metodología Red Team, es decir cómo se ejecuta el plan de acción de estos hackers que colaboran con empresas para afianzar su seguridad cibernética.

En primer lugar, se realiza una planificación del ataque. Se define cuál es el vector de ofensiva adecuado para ingresar en un sistema de seguridad y se determinan los tiempos de acción.

En otras palabras, con la información recabada durante el momento de la investigación se determina cuáles son los activos críticos a los que se quiere atacar y de qué manera hacerlo teniendo en cuenta los puntos débiles del sistema de seguridad.

Luego inicia una etapa de reconocimiento en la que se despliegan una serie de acciones que tienen por objetivo determinar la exposición de los activos en cuestión.

Una vez hecho este reconocimiento se procede a dar el primer paso de ataque real en la que ya se identificó un activo con una vulnerabilidad tal que constituye una posibilidad de quebrar el sistema.

En este punto la cuestión comienza a ser más compleja, ya que una vez que se definió el activo y se logró atacar con éxito, el desafío pasa a ser el alcance de la red interna. 

Como mencionamos, es un proceso de complejidad que puede variar su tiempo de ejecución según el caso.

Recordemos que así como tenemos al Red Team realizando labores de hacking, también está el Blue Team tratando de pararlas, por lo que se suelen crear vías de ataque alternativas.

Esto es porque puede que los defensores del sistema encuentren el vector de ataque principal y lo detengan fácilmente. En ese caso, si hay una vía alternativa de ingreso al sistema, podría no ser detectada por el Blue Team.

Una vez que el ataque se produjo con éxito y se tiene acceso a toda la red interna, se procede a evaluar cuáles son los activos que podrían poner en un mayor riesgo a la empresa y cuáles son los ataques más fuertes que podrían ocurrir. Esta última etapa es denominada etapa de reconocimiento interno.

Vectores de acceso y ataque Red Team

Los vectores, ya sean de acceso o de ataque, son las vías que utilizan los hackers para construir una amenaza en los sistemas de seguridad.

Por un lado, los vectores de acceso pueden ser activos expuestos en internet que permitan acceso interno, las conexiones wifi inalámbricas a las cuales se puede acceder en la organización y en un término más extremo, la intrusión física para encontrar vulnerabilidades dentro de la propia organización observando las redes y servidores.

También se puede ingresar a la organización un USB con malware para que quien lo utilice en los equipos de la compañía otorgue acceso al Red Team sin darse cuenta.

Por último, como vector de acceso también tenemos al ya mencionado spear phishing, que consiste en estafas a través de archivos maliciosos en correo electrónico. 

Pueden también ser archivos inofensivos en los que la víctima deje sus datos. Estos últimos son luego utilizados para acceder a la red.

Los vectores de ataque, por su parte, son aquellas vías de intrusión a los sistemas informáticos de una determinada empresa. En esencia, un ataque planificado y realizado con efectividad por un Red Team constituye un vector de ataque.

¿Cómo funciona una auditoría de Red Team?

A lo largo de la historia se han desarrollado diferentes métodos para combatir y prevenir el peligro. Cualquier tipo de situación riesgosa puede y debe ser evitada.

Un método muy conocido ante, por ejemplo, el peligro de un incendio son los simulacros en los que todas las personas de un establecimiento simulan la existencia de peligro y se preparan para una eventual situación real.

Esto que mencionamos puede también ser trasladado a los peligros cibernéticos y de hecho la simulación de ataques es una práctica habitual y en nuestro caso se conoce como auditoría Red Team.

Se trata de un protocolo que contiene diversas acciones que deben llevarse a cabo en caso de enfrentar un ataque a la ciberseguridad de una compañía.

Cuando se lleva a cabo esta práctica, el Red Team tiene poca información a su disposición de los sistemas de la empresa, por lo que, como vimos, realiza una profunda investigación

Por otro lado, el Blue Team no sabe en qué momentos se realizan los simulacros para que la situación sea lo más real posible.

¿Qué son las pruebas de penetración?

Las pruebas de penetración o también conocidas por su nombre en inglés Pentesting son ejercicios que ponen a prueba distintos sistemas informáticos, páginas web o una red buscando puntos débiles que un atacante podría utilizar para vulnerar la seguridad de estos.

Aunque a simple vista pueda parecer que Red Team y Pentesting son la misma práctica, lo cierto es que guardan algunas diferencias que vale aclarar.

Las pruebas de penetración también tienen el objetivo de encontrar los puntos vulnerables de la organización en materia de seguridad informática, pero realizan esta tarea con algunas limitaciones.

Para mayor claridad podemos decir que las pruebas de penetración solo buscan reforzar la seguridad de determinados activos vulnerables mediante acciones concretas. Se trata de corregir aquellos aspectos de debilidad.

Mientras que Red Team consiste en una actividad con un alcance mucho más amplio. El concepto va más allá de las vulnerabilidades, es una práctica que busca la eficiencia, perfección y evolución constante del sistema de seguridad de una empresa.

Red Team carece de límites porque su puesta en marcha conlleva una simulación de un ataque real, por lo que los hackers integren el equipo rojo y que intenten vulnerar la red de una organización o compañía harán todo lo que esté a su alcance para lograrlo. 

Tal como lo harían los delincuentes cibernéticos reales, pues de eso se trata, de poner a prueba el sistema para que no falle en la realidad.

Herramientas que puedo usar para complementar con el Red Teaming

Para finalizar este artículo veremos cuáles son aquellas herramientas que podemos utilizar para que funcionen como un complemento ideal para Red Team.

Pues bien, si hablamos de herramientas que colaboren con la seguridad de una organización, no podemos dejar de mencionar a las herramientas de gestión de acceso privilegiado.

Estas últimas consisten en hacer mayor hincapié en los controles de acceso privilegiado a ciertas áreas y en los permisos que se otorgan a los diferentes usuarios para tener acceso a la información.

Lo cierto es que los estudios muestran que muchas veces los ataques son efectivos porque cuentan con cierta información brindada por alguien que está dentro de la organización. Es en ese aspecto en el cual la restricción de ciertas áreas no autorizadas se vuelve esencial.

Es una forma de bajar la potencia del daño que puede llegar a hacer los hackers ante un filtro de información intencional o ante una negligencia interna.

Un ejemplo de estas herramientas de gestión de acceso privilegiado es Beyond Trust Privileged Remote Access que brinda la posibilidad de controlar el acceso privilegiado de los usuarios.

Como beneficios de esta herramienta podemos mencionar su colaboración con la seguridad interna y su aporte a la reducción de gastos en otras herramientas menos efectivas y más costosas.

En conclusión, hemos hecho una profunda descripción de esta herramienta que sin duda es muy efectiva para combatir a los delincuentes cibernéticos. 

Red Team junto a Blue Team, Pentesting y otras herramientas de gestión de acceso privilegiado constituyen prácticas efectivas que evitan los ataques.

Por Gonzalo Castillo.

Prohibida su reproducción total o parcial.

¿Qué te ha parecido este artículo?

¡Su opinión es importante para nosotros!

Temas principales

Especificaciones

A
Amenazas
E
Empresas

Nota 1 de 5